Más de 5000 personas acudieron a s’Arracó para disfrutar de la octava edición de una muestra artística que no para de crecer.

Como cada último jueves de julio de cada año, s’Arracó volvió a vivir ayer una noche mágica, en la que el arte, la inspiración y la muchedumbre volvieron a aunarse en las calles y las aceras. Y es que fueron más de 150 artistas los que, en sus respectivas modalidades, expusieron anoche, y más de 5000 personas las que discurrieron por s’Arracó hasta la una de la madrugada, lo que unido a los 12 conciertos y las degustaciones culinarias dieron lugar a una fiesta inmejorable.

Desde las ocho de la tarde s’Arracó se fue llenando de gente deseosa de volver a disfrutar de la múltiple exposición, como ya había hecho en las siete ediciones anteriores. En realidad, ya desde la mañana el pueblo se estuvo vistiendo de gala para su gran noche, que no concluyó hasta la una de la madrugada, demostrando la magnífica salud de la que goza a pesar de que no son pocas las que han languidecido en los últimos tiempos.

Organizada una vez más por el Ayuntamiento de Andratx y por la Asociación Arte s’Arracó, contó con artistas de todo tipo: desde la pintura a la escultura, pasando por la fotografía o la ilustración, y por supuesto también actuaciones musicales. Todo, llenando de vida y color las preciosas calles del pueblo, con sus vecinos colaborando y abriendo sus puertas para que residentes y visitantes pudieran gozar durante toda la Nit de l’Art.

“Una vez más, podemos decir que ha sido una pasada. Quizá, la mejor de todas las que hemos vivido. El nivel artístico ha sido altísimo, la cantidad de gente que nos ha visitado ha sido inmensa, pero todo dentro de un orden y una normalidad formadibles, y además los artistas se han mostrado muy satisfechos con las compraventas realizadas”, declaraba la regidora de Cultura Anabel Curtó.

 

Además, cabe destacar el magnífico funcionamiento del autobús gratuito que el ayuntamiento puso a disposición de todos los visitantes, procedentes de Andratx, Puerto de Andratx, Camp de Mar y San Telmo, y con una frecuencia de ida y vuelta de cada 45 minutos. En ocasiones, llegaron a salir hasta tres autobuses dede el punto de partida, para dar alcance a la gran cantidad de gente que se decidió por optar por este transporte gratuito en lugar de usar su vehículo particular, lo que sin duda hubiera colapsado s’Arracó.
“Creo que todo lo que estaba a nuestro alcance salió a la perfección, y lo que, no también terminó saliendo a las mil maravillas, así que no puedo calificar de otra manera que de excelente esta octava Nit de l’Art”, zanja Curtó.

Y tú, ¿qué opinas?

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here